miércoles, 30 de octubre de 2013

EL FUEGO QUEMA MENOS QUE TÚ

.

Las lágrimas de hielo nunca te mojan la cara

Las margaritas se han cansado de ver caer sus pétalos para resolver las dudas de cualquiera de esos inseguros que piensa que una flor puede resolver sus problemas, de esos que piensan que la chapita de la lata de cerveza cae cuando dices la inicial del nombre del amor de tu vida. Son esos que leen el horóscopo todas las semanas y nunca pasan por debajo de una escalera. Maniáticos supersticiosos, creyentes del destino, del amor divino, de los cuentos de princesas. De los que no saben de qué se enamoran. De los cobardes.